jueves, 2 de junio de 2011

Transformar El Sufrimiento En Éxtasis


por Jani King
http://www.ptaah.es/ptaahs_005.htm

¡Queridos! Te pedimos que pienses en esto. ¿Es tu búsqueda de la iluminación, la de la alegría y el entusiasmo de conectar cada vez más con eso que realmente eres?, o es mas bien una búsqueda para escapar del temor, del dolor y de la angustia del día a día? Te sugerimos que pienses en ello.

Date cuenta, amado, de que no hay escape. Mientras intentas, deshacerte de, vencer a, liberarte de, empujar fuera de ti; o soltar el temor, el dolor y la angustia. Esa energía que gastas para apartar de ti algo, redirigirá hacia ti, aquello de lo que procuras huir. Todo aquello a lo que te resistes persiste totalmente, y todo aquello que invalidas le das poder completamente.

Eres realmente un gran cuerpo de energía electromagnética. Esto significa que cada una de tus aspectos: tu cuerpo físico, tu consciencia, tus pensamientos y creencias y tu ser emocional; están entrelazados para crear un cuerpo de energía que se asemeja a un imán. Esta energía tiene una resonancia, una frecuencia vibratoria, que atrae hacia sí mismo aquello que encaja con su propia frecuencia.

En el día a día, creas en tu realidad percibida esas situaciones que reflejan tus propias creencias, acerca de quien eres y de cómo es el Universo. Las frecuencias o las resonancias, encajan entre sí. Así, que si deseas producir un cambio en tu vida, debes entonces cambiar la frecuencia que eres.

Hemos dicho muchas veces que la iluminación, o la capacidad de existir en el estado de la cuarta o quinta dimensión, como así lo llamáis, es el resultado natural de amar cada una de tus aspectos incondicionalmente. Es decir; a través del amor incondicional cambias la frecuencia. Esto no tiene porque ser una lucha. Es sencillamente una elección en cada momento presente. No hay píldoras, ni pociones mágicas, ni palabras mágicas, ni conjuros ni rituales. Hay sólo amor o temor. ¿Cuál escoges en cada instante?.

Claro que tu frecuencia cambia y fluctúa momento a momento. Cuando estás en en un espacio amoroso y de aceptación, percibes tu realidad exterior con esa perspectiva. Aquellos que han experimentado momentos de epifanías o grandes ¡Ah ja!, se han preguntado por que esta experiencia no se ha repetido más seguido, o por que si la han experimentado una vez no puede ser así todo el tiempo. Bueno, queridos, es porque esa frecuencia no encaja con lo que eres la mayor parte del tiempo.

Los dos componentes poderosos de tu Ser magnético, son tus creencias acerca de ti mismo y las emociones conectadas a esas creencias. Las emociones son la base de tu poder creador. Cuando operas en tu día a día desde las emociones de temor basadas en la creencia de que no eres digno, de que eres insuficiente, de que no tienes poder, de que el amor es igual al dolor, y de que el universo es un lugar peligroso y de condenación, entonces tus creaciones diarias reflejarán esto.

Sin embargo, como eres poderoso y maravilloso Ser, cambias tu resonancia para crear cualquier cosa que desees. Todo empieza y termina contigo. Recuérdate, tu verdad más grande. Eres en todo momento, sin importar lo que parezca, una expresión perfecta y eterna de la Creación. Eres Dios y Diosa jugando un maravilloso juego llamado ‘la vida humana, ahora’.

El aspecto de ti que se olvida de esta verdad, el aspecto que cree y siente todo eso del temor, es apenas, un pequeño niño que vive dentro de ti. Aquel que, a pesar de olvidar la gran verdad, ama la totalidad de sí mismo absolutamente; Aquel que ha luchado cada día de su vida para sobrevivir; aquel que siempre ha hecho lo mejor posible en cada circunstancia. Es este pequeño aspecto de ti el que requiere plena atención, requiere tu compasión y amor incondicional.

Te recordamos las llaves de la transformación:

1. Sólo puedes transformar lo que es tuyo. ¿Si hay un aspecto de ti que no posees o una situación que no posees, entonces cómo podrías transformarlo?

2. Sólo puedes crear transformación en el ahora. No puedes transformar en el pasado, ni puedes transformar en el futuro. Sólo puedes transforma en tu momento presente y la paradoja por supuesto, es que cuando escoges la transformación en el ahora, transformas automáticamente tu pasado y tu futuro.

3. Sólo puedes transformar mientras estas en la emoción del temor o el dolor, porque es ahí donde tu poder reside. Si dudas esto, entonces te pediré que recuerdes el hecho de que cuando intentas tomar tus decisiones diarias basadas en la lógica y la experiencia, y te encuentras en medio de una fuerte emoción, tu lógica generalmente sale va por la ventana!.

4. Sólo puedes crear transformación abrazándolo todo. Eso es, abraza al niño dentro de ti, que ha creado esa realidad no deseada que estás experimentando. Abraza la situación y a los co-creadores y busca el regalo de esta situación. ¡Si tienes problemas encontrando el obsequio, recuérdate a ti mismo que no importa la situación que sea. Es una oportunidad de ser el aspecto más elevado de quien realmente eres!

Te pedimos que observes el hecho de que todos tus temores se basan en una percepción basada en la carencia. La gran verdad es que no hay carencia. Sin embargo, como esto es tu creencia y tu temor, esto es lo que creas en tu vida. Tanto si es la falta de amor, de dinero, o simplemente de fluidez y comodidad en tu vida. Muchos de vosotros os apresuráis con mucho esfuerzo y lucha, a tratar de cambiar esta situación y te preguntas por qué nada cambia realmente.

El temor a la carencia es una resonancia. El conocimiento de la abundancia absoluta en cada aspecto de tu vida es también una resonancia. Para cambiar la resonancia te sugerimos que des de antemano gracias al universo, por lo menos una vez cada día por la abundancia en tu vida.

Siéntate y escribe todas las cosas en tu vida, en cada área, por las cuales estar agradecido. Cada día mientras cantas tus Agradecimientos, siente la alegría de esta abundancia y de la riqueza en tu vida. Mientras te encuentras centrado en esta actividad estás en el ser y el ahora de la abundancia.

Durante el resto del día llevarás esta resonancia contigo. Cuando veas algo que te complace o te da alegría, da las Gracias. ¡Da un paso atrás y prepárate para el cambio!.

Así que ya ves, no hay escape. Lo único que hay eres tu mismo, y a través de tu propio e impresionante poder puedes crear lo que deseas -- el cielo en la tierra y tu, el dios y diosa, dándose cuenta en todo el potencial llamado humano.

¡Te amo absolutamente en tus juegos de Dios y Diosa! Namaste.
Jani King, 2.001©