domingo, 29 de diciembre de 2013

Transformando una caja TROFAST en una estación de carga


Un día de estos, todos los gadgets que dejamos cargando por la noche van a tomar vida y la van a liar parda mientras nosotros dormimos inocentemente. Al tiempo. Nuestro colaborador no identificado de hoy, nos envía este hack en el que ha convertido una caja TROFAST en una estación de carga para los gadgets de la casa. No por tantas veces que lo hayamos visto nos deja de parecer una buena idea para tener los cargadores centralizados.

 Productos utilizados: caja TROFAST, tapa TROFAST
En mi casa prácticamente cada día (o más bien noche) hay que cargar 1 o 2 móviles, MP3, tablets, etc. No tenía un lugar adecuado donde enchufarlos y, buscando en la web, encontré multitud de ideas y gadgets, pero no eran lo que buscaba (caros, voluminosos...)

Finalmente en el nuevo catálogo 2013 de Ikea apareció KIVSSLE una caja ideal por sólo 10.99 € (no incluye regleta). Mi intención era comprarla pero su estética y, sobre todo, sus dimensiones, no me convencían.

La idea me parecía correcta: una caja dónde colocar una regleta de enchufes, un agujero en la base para enchufar a la corriente y otro en la tapa para sacar los cables. Entonces recordé que la colección TROFAST tiene unas cajas más pequeñas. Comprobé las medidas y encontré el hueco perfecto en mi escritorio. Y por sólo 2.75€.

Sólo tuve que hacer un agujero en el lateral de la caja y aquí tenéis el resultado.

Material:

  • Caja TROFAST 1.75€
  • Tapa TROFAST  1€
  • Regleta enchufes con interruptor unos 15€

Espero os sirva de inspiración.