sábado, 1 de febrero de 2014

Una cama infantil personalizada



Los muebles de madera  natural quedan muy bonitos cuando el tiempo va dejando una pátina sobre ellos, pero a veces la tentación es tan grande que no podemos evitar decorarlos con pintura. Danny nos muestra una cama infantil personalizada con un cabecero para dejar volar la imaginación.

Productos utilizados: FJELLSE

He pirateado la cama FJELLSE, le agregué un tablero de aglomerado en el que pinté el "Pequeño Reino de Ben y Holly" para mi hija, que quedó encantada de la vida. Pienso que se pueden hacer también (como idea) estarcidos, decopauge, algún vinilo, etc.